Lecciones de la deriva (IV)

Una y otra vez debo puto recordarme que el sentido de gastar lo que gasto en hosting cada año para tener este blog, es poder hacer con él lo que quiera, y decir lo que me apetezca. La libertad es algo que infravaloramos y que sacrificamos a menudo a cambio de situaciones baratas o personas pequeñas, y no vale la pena, para nada, sale caro.
Y no tengo por qué hacerlo… me equivoco, y aprendo. O sigo cagándola. Pero soy yo.
Y atesoro lecciones más o menos útiles vividas en diferentes relaciones, situaciones y universos:



📷 Imagen de Julian Jagtenberg en Pexels

 

En lo que va de año, ya he aprendido:

El que se pasa la vida quejándose de que le interpretas mal… no le interpretas mal.
— En la cama, o en el corazón, es peor tener a un victimista que a un cabrón.
El que con más ahínco presume de pulcritud, más sucia lleva la ropa interior.
— Quien se aburre en su vida, es posible que visite la tuya para desordenarla.
No hay belleza más dulce y genuina, que la de quienes no creen poseerla.
— Mira qué trae a tu puerta una persona cada día, y quizás debas mudarte de casa.
El optimismo puede aprenderse, pero sólo si está interesado en la materia.
— Recuerda al levantarte el bonito presente que será, para tu yo de esta noche, que dejes hecha la cama. (Por mucha pereza que te de)
El agradecimiento, es el arcén del camino hacia la felicidad.
— Puedes jugar al baloncesto con alguien, por el placer de jugar, no por amistad.
Quien de verdad celebra tus victorias, las celebra como suyas.
— Solo podemos respirar por nosotros mismos, no podemos respirar por quien no quiere hacerlo.
Nunca dejes de intentar darle un empujón a quien lo necesite, el tuyo puede ser el definitivo que le haga arrancar.
— A veces quien habla de autocuidado y valores, lo que intenta es autoconvencerse.
Hay gente que pasa toda su vida sin desatarse en un cálido y liberado squirting, y quienes nunca lo recibirán sonrientes.
— No se es mala persona pese a seguir Operación Triunfo, pero tampoco te fíes del todo.
— Quien hace las cosas mal, a veces es por exceso de celo y por querer hacerlas demasiado bien.

¿Os ha molestado alguna de mis afirmaciones posiblemente erróneas?
Pues cómo diría el fucking Ricky Gervais
I don’t care!

Si queréis otra lista parecida de las cosas que iré aprendiendo lo que queda de Enero, pulsa 1.
Si quieres que la estire hasta finales de Febrero, pulsa 2.
Si te has sentido ofendid@ y quieres que me den por culo, pulsa 3.
Para cualquier otra valoración, ponte el puto Telegram y lláma a «KATREyuk«

También te podría gustar...

Deja un comentario

PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com