«Stranger Things» o de cómo Netflix volvió a regalarnos una serie magistral

— Sin spoilers —
No había escuchado nada de la serie cuando un email publicitario me comunicó que Netflix la estrenaba internacionalmente, demostrando cómo se hacen las cosas bien, poniéndola entera, y doblada, 8 deliciosos capítulos que son un homenaje a la aventura y la creatividad, al suspense y la ciencia ficción. Fue el 15 de Julio, hace 6 días, viendo su póster retro algo me cautivó y un escalofrío recorrió mi columna, no podía resistirme a ver qué nos podía deparar esta serie cuya cara más conocida es Winona Ryder.
Desde que vi el primer momento ha sido una adicción incontrolable, la necesidad de ver un capítulo más, el medir mi día por los huecos en los que podría disfrutar de cada uno de los 8 regalos envueltos en 50 minutos de cinta que han diseñado los hermanos Duffer, sus creadores. Ha sido un viaje alucinante, intenso y precioso, no puedo más que darle las gracias a Netflix por otra obra maestra, completamente distinta a las anteriores, y sin embargo, cómplices de la hegemonía de las series de nuestro tiempo sobre sus hermanas más breves.
El póster define su esencia a la perfección, merece ser visto en grande:

Stranger Things (2016)

— Casi sin spoilers —
Para mi, el cierre de la temporada es perfecto, pensé que lo dejarían como temporada única, la perfección merece ser celebrada de ese modo. Sin embargo he leído que harán una segunda a modo de precuela, contando algo diferente pero en el mismo mundo que la primera. A mi modo de ver, estaría bien que buscaran historias similares, o completamente distintas, ambientadas en tiempos y lugares muy diferentes, manteniendo ese mágico hilo Stephen King haciendo al amor con Steven Spielberg y convirtiéndola en un hermano listo de aquellas Historias de la Cripta cuya originalidad desbordante se condensaba en un capítulo. Quizás, algunas historias bien trabajadas, pudieran mantener la talla de una primera temporada que tiene en el IMDB un 9.2 sobre 10, y un 97% en Rotten Tomatoes, en fin… otra puñetera serie del año para Netflix, me perdonaréis que mi siguiente párrafo vaya para ellos ¿no?

— Netflix es la luz… ¡seguidla! —
Ante todo, no me acuesto con nadie de esa empresa ni tengo ningún tipo de relación con ellos, pero… ¿A qué esperáis? Además de un catálogo cada vez más amplio, Netflix tiene algo con lo que nadie puede competir (vale, vale, la HBO, pero todavía no están en España, y habrá que ver qué hacen cuando lleguen). Por 12 € al mes puedes ver 4 cosas a la vez, o lo que es lo mismo, repartidas entre amigos o familia, por 3 € cada uno al mes podéis tener acceso al catálogo cuyo tesoro son sus producciones propias. Daredevil, Jessica Jones, Narcos, Sense 8… son series magistrales, entre las mejores de todos los tiempos, y el catálogo de producciones propias se estira, podría citar 10 series más exclusivas de ellos y hay muchas más. Merece la pena suscribirse a Netflix, este era el futuro que nos habían prometido, justo, y vacunado contra una piratería que es mil veces más engorrosa e incluso cara que disfrutar comodamente de la nueva televisión (inteligente).

Qué difícil es contener la emoción tras haber acabado esta serie… hoy he visto los 3 capítulos finales, no podía parar.
Geniales sus creadores, cada uno de sus actores, la música, la fotografía, el homenaje a los años 80… sensacional e imprescindible esta serie, qué viaje tan increíble.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
PHP Code Snippets Powered By : XYZScripts.com